El desarrollo y consolidación de la infraestructura vial y aeroportuaria en Colombia y Ecuador concentrará el rumbo de la filial de concesiones del Grupo Argos el año próximo.

De la mano de un socio estratégico de primer nivel, como Macquarie Asset Management, Odinsa está lista para continuar fortaleciendo la gestión de sus proyectos en Colombia y Ecuador y, particularmente, para impulsar por lo menos seis iniciativas en el territorio nacional con el ánimo de mejorar la conectividad y la competitividad.

En Antioquia, el proyecto en el que se enfocará la compañía es la ampliación del Túnel de Oriente, que ya se viene trabajando con la Gobernación de Antioquia. “En conjunto con esta entidad, anunciamos el inicio anticipado de la segunda etapa del túnel debido al excelente comportamiento que ha tenido el tráfico (en promedio 37.800 vehículos al día en 2022 consolidando todas las vías que administra la concesión: Túnel, variante Palmas y Santa Elena), el cual superó por 10 años aproximadamente la curva que se tenía proyectada, alcanzando los indicadores para dar inicio a la estructuración de la segunda parte del proyecto”, precisó la empresa que preside Mauricio Ossa.

El Túnel ha logrado interconectar estratégicamente los valles de Aburrá y de San Nicolás y se ha convertido en uno de los corredores más relevantes del departamento, gracias a que su desarrollo ha brindado una solución a la gran necesidad que ha tenido la región de interconectar y reducir los tiempos de desplazamiento de las personas que por sus diferentes dinámicas transitan constantemente por el oriente y que, gracias a esta solución, hoy pueden hacerlo de una forma ágil, cómoda y segura.

“Para esto se contemplan obras que requerirán una inversión de un poco más de US$250 millones como el revestimiento, pavimentación e instalación de equipos electromecánicos del segundo túnel en Santa Elena (ya excavado); la excavación del segundo túnel en el Seminario; un intercambiador vial en la glorieta aeropuerto; la calzada de la vía a cielo abierto entre el túnel Seminario y el túnel Santa Elena por medio de viaductos; además de otras obras complementarias de importancia para la subregión del oriente antioqueño. Actualmente nos encontramos en fase de estudios, diseños, presupuestos y programación de obras, las cuales como punto de partida serán aquellas que representan una importante contribución a la movilidad como el intercambiador vial en la glorieta aeropuerto”, precisó Odinsa

Mauricio Ossa, presidente de Odinsa

«El factor que puede apalancar los negocios en 2024 es la mayor oportunidad de inversión en proyectos de infraestructura. El fortalecimiento de nuestra estructura de capital y la conformación de nuestras plataformas de inversión con Macquarie, permiten que contemos con capacidad de inversión para explorar oportunidades en Colombia y Latinoamérica, entre ellas, las que podrían presentarse en el mercado secundario de concesiones y, con esto, aportar al fortalecimiento de su competitividad.

Se prevé una inversión aproximada de US$50 millones para continuar lal estructuración y desarrollo de nuestros proyectos aeroportuarios de Iniciativa Privada Campo de Vuelo (del aeropuerto de Bogotá), El Dorado MAX y Nuevo Aeropuerto de Cartagena, y nuestros proyectos viales de Iniciativa Privada Conexión Centro, Perimetral de la Sabana y Segunda fase de Túnel Aburrá Oriente, además de nuestro proyecto Malla Vial del Meta que se encuentra en etapa de construcción».

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *